Muere uno de los personajes más emblemáticos del siglo XX. Fidel Castro. Quien fuera mandatario de la isla caribeña que adoptó el sistema socialista, lo que le mereció un bloqueo económico orillando Cuba a desarrollarse bajo condiciones adversas, aportando eminencias médicas, así como glorias en diversas artes y disciplinas deportivas.

Fidel Castro encabezó la Revolución Cubana junto con su hermano Raúl, actual presidente cubano, y Ernesto “Ché” Guevara. Este movimiento armado produjo un cambio radical que dio como fruto la alfabetización de toda su población, una educación integral para los niños cubanos, pero también una serie de restricciones que llevó a más de uno a buscar horizontes de libertad sobre balsas, pues decidieron que era más prometedor enfrentar al mar embravecido que a un régimen que no ofrecía oportunidades de competencia, como lo hace el capitalismo.

Tras 60 años de ocupar un lugar relevante en la política cubana –aunque en los últimos años, como una sombra asesora de la administración actual-, Fidel Castro exhala su último aliento y Cuba respira un nuevo aire, con nuevas expectativas, con interrogantes –muchas-. El mundo entero vuelve los ojos a la isla para augurar el siguiente paso, pues a últimas fechas se dejaba ver que el bloqueo comenzaba a abrir rendijas de oportunidades para un pueblo culto, pero ávido de oportunidades.

Muere Castro ¿Con él, su régimen? ¿Qué nuevo capítulo se escribe en la historia, no solo la cubana, si no la mundial? Pues a estas fechas y con esta globalización, un suceso así es como el aleteo de una mariposa: genera efectos importantes en otras latitudes.

No cabe duda que 2016 es un año de transformación. El mundo tiene otra cara, otro paisaje y otra dinámica. Con la muerte de Castro, el  rompecabezas internacional  gesta nuevas piezas que darán forma al panorama mundial. By Tango Político #Gcc

portada-madera-gcc